Comiendo sanamente mientras viajas

Posted by on Sep 30, 2011 in Come bien | 2 comments

Texto original escrito por Ana.  Sígueme en Twitter.

Para todos aquellos que viajan constantemente, les comparto algunos consejos.

Planea con tiempo

  • Busca restaurantes con opciones saludables para evitar caer donde sea.
  • Si no tienes opción de escoger los restaurantes donde comerás pero sabes a dónde vas a ir, checa el menú en línea para tener en mente qué es lo que quieres.
  • Verifica si el hotel donde te quedarás incluye desayuno y de qué tipo.  Si no ofrece opciones que te gusten, lleva tú algunas que puedas guardar en tu cuarto, por ejemplo, yogurt, fruta, galletas integrales, nueces y frutos secos.

Lleva tu comida

A veces se ríen de mí, pero yo llevo comida en mi maleta.  Por ejemplo, en el reciente viaje que hice a Nueva York, sabía que la aerolínea no ofrece nada de comer y  lo que vende es pura chatarra, así que decidí empacar una bolsita con un mix de nueces, semillas y frutos secos y una barra de amaranto con chocolate.  Además, compré en el aeropuerto un paquete de verduras con pita y hummus y una botella de agua natural.

Desayuno

  • Es MUY importante desayunar para empezar el día con toda la energía y para evitar comer botanas y golosinas a media mañana por el hambre.
  • En el hotel o restaurante combina de esta manera: una fruta, un lácteo (yogurt, queso cottage, leche u otros quesos) y/o huevo y/o frijoles y  un carbohidrato (pan integral, tortilla de maíz o avenau otro cereal integral).
  • Agrega verduras siempre que puedas: en un omelette, en forma de salsa,  en un jugo verde.
  • Si no tienes opción de desayuno en tu hotel o de plano sientes que “no tienes tiempo” compra en un supermercado o tiendita cercano algo de fruta y yogurt para tenerlo en tu cuarto y desayuna o cena eso.

Por ejemplo, como yo sabía que no tenía desayuno incluido, llevé en mi maleta unos sobrecitos individuales de mantequilla de almendras y unos de té verde.   Al llegar solamente fui a la tienda por un pan de caja pequeño, unas manzanas y un yogurt natural.  Voilá! Ya tenía mi desayuno saludable y barato: pan con mantequilla de almendras, manzana con yogurt y té verde.  O la versión del sándwich de manzana.

Comida y cena

  • Inicia siempre con un plato de ensalada.
  • No piques la canasta de pan antes de comer.  Mejor escoge el equivalente a medio bolillo para acompañar los alimentos.
  • Prefiere platillos al vapor, asados, a la parrilla o la plancha y evita los fritos, capeados o gratinados.
  • Pregunta.  En muchos restaurantes están abiertos a modificar sus platillos para complacer al cliente, por ejemplo, cambiar la guarnición, ofrecer opciones vegetarianas, etcétera.
  • En este artículo puedes encontrar otros consejos para comer sanamente en restaurantes.

Postres

  • Prefiere los postres sin harinas, por ejemplo: flanes, gelatinas, natillas, mousse, helado, fruta, porque en general tienen menos calorías y azúcar que las galletas, pasteles, pays, muffins, etc.

Bebidas

  • Toma agua natural o mineral a lo largo del día.  Si no te gusta el sabor, pídela con una rodaja de limón o lima o con jugo de limón.
  • Mide tu consumo de alcohol, pero si vas a tomar, prefiere vino tinto o blanco, champaña o cerveza; en vez de vodka, tequila, ron o whisky.   Aunque el alcohol, sea el que sea, te da la misma cantidad de calorías (7kcal/gramo) el vino y la cerveza brindan algunos nutrientes, mientras que el resto no nutren en nada, sólo brindan calorías vacías.  Por otro lado,  evita mezclas y cocteles, prefiere las bebidas derechas.  Es decir, es mejor un caballito de tequila, que una paloma, pues al menos te ahorras las calorías del refresco.  Pero mejor, una copa de un buen vino.

Lleva contigo snacks saludables

  • Una manzana o unas nueces no ocupan mucho espacio y son alternativas sencillas y saludables de refrigerios.

Mantente hidratado

  • Lleva contigo una botella de agua y no la lleves nada más de paseo, tómatela.

No te dejes llevar por la presión social. 

  • En las cenas o reuniones con amigos y/o compañeros de trabajo es común dejarse llevar porque todos están comiendo o bebiendo en exceso.  Pregúntate si realmente tienes hambre y no comas nada más porque los otros lo hacen.

Come en consciencia

  • Ser sano es un estilo de vida.  Es una actitud y perspectiva hacia la vida, por lo tanto, comer sanamente no es algo que solamente se hace en casa, es algo que se practica siempre. Comer sanamente se puede hacer donde sea y cuando sea.   Es cuestión de no perder el enfoque y ser creativo.
  • Observa tu cuerpo y deja de comer cuando te sientas satisfecho.  Antes de comer pregúntate si realmente es hambre o si es un reflejo de otra cosa.

Disfruta tu viaje sin culpas ni remordimientos, pero sin excesos.  Tú sabes perfectamente hasta dónde.

 

En este artículo puedes encontrar consejos para mantener tu rutina de ejercicio cuando viajas. Y en este otro hay tips para comer sano cuando viajes por carretera.

¿Cómo le hacen ustedes para comer sanamente en sus viajes?

2 Comments

  1. Excelente articulo Ana!

    Cuando me ha tocado viajar por trabajo, casi siempre me agarra una hambre terrible a media mañana y lo que hago es que si en el desayuno hay frutas tomo una manzana o banano y la llevo conmigo. Si tienen yogurts pequeños también me trato de cachar uno 😉

    Por lo demás, muy bueno

    saludos!

  2. Ana,muy bien este articulo, muchas Gracias por tus consejos come siempre, practicos y sencillos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


*